UX 250h, híbrido auto-recargable

Lexus es uno de los fabricantes que parece estar más adelantado en la preparación del cambio definitivo a la movilidad del futuro, sin combustibles fósiles como materias primas de funcionamiento de los propulsores. Actualmente comercializa en España 10 modelos distintos de híbridos auto-recargables, y ya ha vendido más de 1.400.000 unidades, pero el UX 250h es el primero de su cuarta generación.

De la mano de Toyota, ya ha creado multitud de modelos alternativos. Nos referimos a híbridos, híbridos enchufables, eléctricos, y demás variantes. Para seguir con su proceso evolutivo, han ideado algo innovador. Se trata del Lexus UX 250h, otro híbrido auto-recargable, pero de cuarta generación.

Suena interesante, pero vamos a ir más en detalle para que no queden dudas sobre lo que significa para la movilidad del futuro. El nuevo UX 250h no requiere conexión a la red eléctrica y ofrece bajo coste de mantenimiento. Empezamos bien.

Combina de forma inteligente gasolina y energía eléctrica. Una vez funcionando, el UX 250h puede circular en modo eléctrico el 50% del tiempo, e incluso hasta un 70% del tiempo en ciudad. Además, cumple con la normativa EURO 6D proporcionando las menores emisiones de CO2 de su categoría y con prácticamente inexistentes emisiones de NOX y partículas.

El sistema se auto-recarga y cuenta con una unidad de control de la energía capaz de gestionar el eficiente motor de gasolina de 2.0 litros y cuatro cilindros, y uno o dos potentes motores eléctricos según equipamiento. El UX 250h está disponible con tracción delantera o con tracción a las 4 ruedas E-FOUR. Ambas opciones han sido diseñadas para ofrecer una conducción más estimulante, además de buscar el aumento de eficiencia.

Al circular a velocidad constante o acelerar ligeramente, el motor eléctrico delantero (y en los modelos con tracción a las cuatro ruedas, un motor eléctrico trasero adicional) se encarga de propulsar el vehículo con la energía eléctrica generada por la batería híbrida. En ese momento, el vehículo no hace apenas ruido, no consume gasolina y no tiene emisiones.

A velocidades más elevadas, entra en funcionamiento el silencioso motor de gasolina de ciclo Atkinson, que sigue contando con la asistencia del motor eléctrico (o motores) cuando es necesario. Gracias al equilibrio casi perfecto de esas dos fuentes de energía, el UX 250h proporciona un placer superior al volante, además de un reducido nivel de consumo de combustible y emisiones.

Como todos los eléctricos, su respuesta es rápida. Al acelerar a fondo, el motor de gasolina cuenta al instante con la potencia complementaria del motor o motores eléctricos. Conjuntamente, desarrollan un potente aumento del par, que da lugar a una aceleración lineal cuando sea necesario.

Al frenar, o cuando el conductor levanta el pie del acelerador, el frenado regenerativo aprovecha la energía cinética para generar electricidad que, junto con la energía eléctrica producida durante la conducción normal, se almacena en la batería híbrida, de manera que el UX 250h nunca necesita enchufarse. Tecnología desarrollada en competiciones de máximo nivel como la F1 o algunos hypercars desde la década de los 90.

Además de ofrecer placer de conducción, el UX 250h brinda un bajo coste de funcionamiento y un elevado valor residual. Esto se debe básicamente a la experiencia líder en el sector de la marca en el desarrollo de híbridos auto-recargables, unas baterías que duran tanto como el propio vehículo y al desgaste intrínsecamente reducido del sistema Lexus.

El UX 250h ha sido diseñado sin embrague, mientras que el motor de arranque y el alternador forman parte integral del sistema híbrido, y no requieren mantenimiento ni sustitución durante toda la vida del vehículo. La correa de distribución convencional también ha sido sustituida por una cadena que no requiere mantenimiento. Al no ser preciso reparar ni sustituir esas piezas, los propietarios del UX 250h pueden llegar a ahorrar unos 1.500 euros en cinco años. Son buenos números y a considerar seriamente.

Ojo a este dato, con una fiabilidad probada en los más de 60.000 millones de kilómetros recorridos por todo el mundo, las baterías híbridas Lexus están diseñadas para durar mientras dure el vehículo. Su rendimiento y durabilidad se proyectan rigurosamente y están cubiertas por una garantía de cinco años o 100.000 km. Viendo que les ocurre a las baterías de los aparatos electrónicos donde van perdiendo capacidad de carga con el tiempo, esto si es verdad, es una gran evolución.

Gracias al sistema de frenado regenerativo del sistema híbrido auto-recargable de Lexus, que desarrolla la primera mitad de toda la fuerza de frenado, el desgaste tanto de las pastillas como de los discos se ve reducido considerablemente. A lo largo de 90.000 km, no suele ser necesario cambiar los discos de un híbrido Lexus, y las pastillas de freno solo una vez. Por otra parte, la mayor presión de los neumáticos de los vehículos híbridos ayuda a reducir su desgaste, mientras que el desarrollo lineal de potencia y la distribución del peso equilibrada reducen aún más el desgaste general de los neumáticos.

Parece que Lexus está haciendo las cosas bien para presente y futuro, ¿pero tanto como para comprar un UX 250h? A valorar.

Adrián Osés, Locos del Motor.

Otros artículos de la web

Adrián Osés
Autor: Adrián Osés Apasionado del mundo del motor y la Ingeniería, fundador y editor principal de Locos del Motor.