Piloto profesional pero ¡con los pies!

Las historias de superación en deporte suelen ser muy conocidas dado del esfuerzo extra que los protagonistas tienen que hacer. Si ya de por sí es extra complicado llegar a la élite en cualquier deporte, aún lo es más llegar a la élite teniendo algún tipo de discapacidad.

Hoy os vamos a hablar de un piloto polaco que gracias a su afán de superación es piloto profesional pero no compite en igualdad de condiciones que sus rivales. Podríamos estar hablando del piloto de Fórmula 1 y Rally Robert Kubica, pero no. Es el también polaco Bartek Ostałowski, piloto de drifting.

Bartek perdió ambos brazos en un accidente de motocicleta, y eso no le impidió seguir en su actividad más importante, el drifting. Se decidió a aprender a conducir de otra manera para poder seguir haciendo lo que más le gusta, competir en los circuitos.

Conduce con sus pies, y utiliza un vehículo adaptado para ello. Su próximo objetivo ya es ganar carreras, y viéndolo en acción quizás no lo tenga tan lejos. Participa en campeonatos de drifting con un Nissan Skyline. Desde que lo vio en la saga de «A todo gas» quedó enamorado del vehículo japonés, y no podía estar en este reto sin su coche de sus sueños.

Sin duda una referencia para mucha gente, que nos hace ver que con esfuerzo y dedicación se puede llegar lejos, muy lejos, e incluso de lado y sacando mucho humo:

Adrián Osés, Locos del Motor.

Otros artículos de la web

Adrián Osés
Autor: Adrián Osés Apasionado del mundo del motor y la Ingeniería, fundador y editor principal de Locos del Motor.