Fibra de carbono y branquias

Si tan sólo veis el título de nuestro post de hoy será complicado imaginarse por «donde van los tiros», pero si ya os decimos que vamos a ensañaros el Renault Trezor y ciertas novedades en el mundo del automóvil, probablemente sea más sencillo adivinar de que vamos a hablar.

El Trezor es un Concept Car de la marca francesa que se parece como un huevo a una castaña con los modelos que todos conocemos de la actualidad.

Sabemos de que es capaz Renault en el mundo de la competición o en la carrera eléctrica, pero sus vehículos no destacan entre los de otras marcas cuando hablamos de vehículos de serie.

Bueno, pues el Trezor sí. Llama mucho la atención su bonito cuerpo de fibra de carbono, y ya si nos fijamos en su capó nos quedamos con la boca abierta. Podemos observar unas «branquias» que se mueven dejando pasar aire hacia las baterías. Una solución ingenieril muy novedosa y llamativa.

A primera vista puede parecer que las «branquias» tan sólo son algo para llamar la atención del cliente, pero no. Tienen una función específica en el vehículo y además se ven sí o sí.

Claramente Renault ha sabido donde poner el foco en este vehículo, pero eso no quiere decir que el resto del automóvil no sea digno de admiración. Por ejemplo como se levanta su parte superior. Os dejamos con el vídeo:

Adrián Osés, Locos del Motor.

Otros artículos de la web

Adrián Osés
Autor: Adrián Osés Apasionado del mundo del motor y la Ingeniería, fundador y editor principal de Locos del Motor.