¿Que son los silentblocks?

Seguro que muchas veces habéis oído hablar de los silentblocks del coche, pero no todo el mundo tiene claro que son y para qué sirven. Hoy os hablaremos de los diferentes tipos y su función en el vehículo.

Existen distintos tipos y se ubican en zonas diferentes del coche, y tienen su importancia para mantener el confort de los pasajeros y conservar la mecánica del automóvil en buen estado.

El objetivo común de todos los silentblocks es el de filtrar las vibraciones y los ruidos que se producen entre las distintas partes del vehículo y sus interacciones con el terreno y el movimiento. Su mismo nombre lo indica, silentblock = bloque silencioso.

Están fabricados de materiales elásticos y, según vehículos, podemos encontrar hasta un número entre 20 y 30 en diferentes zonas. Los más conocidos son los del bloque motor, caja de cambios y suspensión, pero hay o puede haber más.

Los silentblocks de motor y caja de cambios a menudo suelen ser los mismos, ya que ambos bloques suelen ir muy juntos. Si alguno se deteriora o incluso llega a romperse, notaremos fuertes golpes cuando aceleramos o frenamos, ya que las fuerzas dinámicas harán que el bloque motor-caja se muevan y golpeen el chasis. Si esto ocurre no dudéis en sustituirlos ya que es barato y prevendrá averías mayores.

En cuanto a la suspensión, también suele llevar varios silentblocks tanto en los brazos de suspensión como en los trapecios o copelas. Tienen la misma función que los de motor o caja, pero en cambio su sustitución es más compleja. Suele notarse bastante cuando no están en estado óptimo, y los síntomas son claros. Ruidos, vibraciones e incluso resistencia al giro de la dirección en algunos casos. Como hemos dicho antes, importante llevarlos en buen estado desde el punto de vista de seguridad y mecánico.

Los silentblocks podrían equipararse a los rodamientos de las máquinas. Con ellos en perfectas condiciones todo funciona perfectamente, pero cuando no están bien, se nota mucho, y si no actuamos sobre ellos, vendrá algo peor. Hemos dicho que son y donde están, pero también es importante saber como conservarlos.

La respuesta es muy fácil. Como con el resto de componentes del vehículo, conducir con suavidad alarga la vida de los componentes (incluidos los silentblocks). Evitar golpes bruscos de pedal, sea freno o acelerador, y evitar maltratar al vehículo. Por ejemplo en los guardas dormidos o en caminos sin asfaltar. Si cuidamos nuestro vehículo, deberían durarnos durante toda la vida del mismo.

Adrián Osés, Locos del Motor.

Otros artículos de la web

Adrián Osés
Autor: Adrián Osés Apasionado del mundo del motor y la Ingeniería, fundador y editor principal de Locos del Motor.