Car sharing eléctrico rural

Compartir coche cada vez es más común en la actualidad y es que tiene muchas ventajas. Podemos reducir el gasto y la fatiga de conducir todos los días, e incluso podemos ahorrarnos el tener un vehículo en propiedad.

Hay gente que «comparte coche» para ir a trabajar pero no dispone de uno. Algunos lo alquilan cuando les corresponde llevar a sus compañeros, otros incluso pagan a algún compañero para que ponga su coche a disposición de todos en lugar de tener uno propio, y otros utilizan los servicios de «Car Sharing».

Es una forma de contribuir pero sin desembolsar el elevado precio de un vehículo y sus gastos asociados. Lo más nuevo en este tema es utilizar el servicio de compartir vehículos. Por ejemplo en la ciudad existen aplicaciones que te dicen donde hay estacionados vehículos de su empresa de «Car Sharing» y te dan un código de abertura del vehículo para que tú lo uses. Una vez usado este servicio, dejarás el vehículo aparcado para que otro usuario pueda usarlo a continuación.

Ante el problema de la despoblación de los pueblos, Hyundai ofrece una alternativa muy jugosa llamada Hyundai Vive. Consiste en vehículos eléctricos de la marca coreana a disposición de pueblos enteros para contribuir a que sus habitantes no se vayan a vivir a la gran ciudad. Vivir en el pueblo tiene grandes ventajas, pero normalmente no hay trabajo para todos por lo que un vehículo siempre es necesario.

Con Hundai Vive, se puede vivir en el pueblo sin comprar un vehículo, y usar uno de ellos tan sólo cuando nos haga falta. Gran idea que se va expandiendo y seguro será popular dentro de poco en nuestro país. A tenerla en cuenta, que pude ayudarnos y mucho.

Adrián Osés, Locos del Motor.

Otros artículos de la web

Adrián Osés
Autor: Adrián Osés Apasionado del mundo del motor y la Ingeniería, fundador y editor principal de Locos del Motor.